Orgullo, prejuicio y zombis, reconozcámoslo, así, a priori el título puede parecer un WTF, pero teniendo en cuenta que en mi adolescencia pasaba fácilmente de las novelas de Jane Austen a las de Anne Rice, esta extraña mezcla tenía que atraerme, y por eso estaba entre mis 40 películas para este 2016.

Pero de qué nos extrañamos cuando la novela de Jane Austen ha tenido versiones desde una miniserie para la BBC con Colin Firth, una versión clásica protagonizada por Keira Knightley, una versión libre en “El Diario de Bridget Jones” y hasta una de Bollywood, “Bodas y prejuicios”. Ahora le ha llegado el turno a los zombis.

Bodas y prejuicios
Bodas y prejuicios

Basada en la novela de Seth Grahame-Smith, con guión de David O Russell y con Lily James y Lena Headey entre sus protagonistas, “Orgullo, prejuicio y zombis” reinterpreta la famosa novela de Jane Austen, situándola en una Inglaterra asolada por un apocalipsis zombi. Las hermanas Bennet, no sólo deberán lucha contra las convenciones sociales, y buscar marido mientras se aprietan el corset, también luchar contra hordas de zombis, pues son, además de refinadas señoritas (no todo lo que a su madre le gustaría) experimentadas guerreras, capaces de aplastarle la cabeza a un zombi y ruborizarse cuando un caballero se declara a partes iguales.

orgullo_prejuicio_keira.gif

Gracias a Tripictures, y a Cinemanía, pude disfrutar ayer del preestreno en los cines Dreams Palacio de Hielo. Y la película no decepcionó. Partiendo de la base de que uno, ya sólo con el título tiene que saber que es una película que no puedes tomarte en serio. Es puro divertimento, humor negro, situaciones completamente locas, y mezcla de géneros imposibles.

Quizás los amantes de The Walking Dead se queden cortos de zombis o les parezcan, como en las últimas temporadas de la serie, poco peligrosos, pero la mezcla visual y sonora de recitar las líneas de Austen, con un corset, mientras aplastan cabezas o pelean con espadas es genial. Especialmente la lucha entre Darcy-Lizz Bennet.

Los secundarios son de lujo, y no solo Lena “Cersei” Headey, sobre todo Matt Smith, ese Parson Collins que nos muestra cómo se puede interpretar a un friki total sin sobreactuar.

Completamente recomendable, sobre todo para aquellos capaces de ir al cine sin prejuicios, y con ganas de pasar un buen rato.

¿Y tú qué opinas?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s